Manuel Rodríguez, precandidato a concejal de Santa Fe, y Andrea Cueto, aspirante a formar el primer cuerpo deliberante de Sauce Viejo, remarcaron los fundamentos de su sector político y la cercanía con la comunidad.

Somos Vida Santa Fe da pelea para llegar al Concejo Municipal con Manuel Rodríguez al frente de la lista. Del mismo modo, Andrea Cueto es precandidata a concejala en Sauce Viejo, donde se conforma el cuerpo deliberante por primera vez. “Es un momento histórico, en el que eligen intendente y seis concejales. Queremos tener un lugar. Para mí es un privilegio encabezar la lista”, consignó y recalcó las recorridas realizadas con el equipo partidario de Unite.

“Pudimos recorrer todos los barrios de Sauce Viejo. Hay una buena recepción. Estamos muy contentos y agradecidos. La gente nos dice que quiere que Sauce cambie. En ese cambio queremos estar presentes”, aseveró Cueto.

Por su lado, Rodríguez hizo hincapié en “la jugada política” que llevó adelante Betina Florito, precandidata a senadora nacional por Somos Vida Santa Fe, con el fin de “buscar más territorio, pensando en 2023”, junto a Alejandra Oliveras, precandidata a diputada nacional. “La propuesta es trabajar por una Santa Fe distinta”, indicó.

A la hora de dar cuenta de los ejes centrales del sector político que integra, el precandidato a concejal argumentó: “Tenemos la sensibilidad hacia las necesidades de la gente. Es un gran tesoro porque, además, la gente lo reconoce. Betina (actual diputada provincial) logró desde su banca, en poco tiempo, un lugar de protagonismo, con muchos proyectos aprobados, de la mano del consenso, sin ninguna postura cerrada”. En ese orden, agregó: “Lo mismo queremos hacer en el Concejo, buscar acuerdos. Es la única manera de arribar a soluciones positivas para todos”.