La UTA anunció un paro en los servicios de corta y media distancia. Reclama equiparar los salarios del país con relación a los choferes del AMBA.

Los choferes de la Unión Tranviaria Automotor (UTA) anunciaron un paro total de actividades en los servicios de corta y media distancia, para este viernes en el país y con excepción de Buenos Aires.

La medida de fuerza se debe al reclamo de aumentos salariales y pago de sueldos atrasados. Exigen que se “equiparen” los salarios con los de los choferes del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA).

A través de un comunicado, firmado por el secretario general de la Unión Tranviarios Automotor (UTA), Roberto Fernández, los choferes comunicaron la medida de fuerza a partir de las 0 horas del viernes 26 de noviembre.

“No vamos a permitir salarios por debajo de la inflación. Por eso hemos resuelto un paro de actividades por 24 horas para todos los trabajadores del transporte de pasajeros de corta y media distancia del interior del país”, indicaron mediante un comunicado.

La huelga de la UTA responde a la exigencia para que los trabajadores del país reciban el mismo incremento salarial que les otorgaron a los choferes del AMBA.

“No hemos tenido respuesta alguna al pedido salarial formulado en el Ministerio de Trabajo de la Nación, sin contar con ningún tipo de certezas respecto de los aumentos salariales reclamados”, consigna el comunicado. Y agrega: “Fuimos claros en nuestro pedido, pretendemos para los trabajadores del interior el mismo incremento salarial que se ha acordado hace ya más de un mes con nuestros compañeros del AMBA. Los tiempos de los trabajadores se han agotado sin alcanzar un acuerdo que contemple nuestros legítimos intereses”, añadieron.

Desde la UTA señalaron que “están dispuestos a retomar el diálogo” con las empresas de transporte público para tratar de llegar a una solución. En caso de obtener respuestas positivas antes del viernes, dejarán sin efecto la medida de fuerza anunciada.